5 de noviembre de 2010

Un mundito de ternura.


3 comentarios:

Morena dijo...

Qué belleza!, me encantan.
Mis viejos tienen un perro salchicha,
que es terrible! pero lo aman y ellos
mismos lo malcrian a Leopoldo. Y cuando tuvo sus primeros cachorritos también me llenaron de ternura.
Lo que más me gustan de ellos cuando son pequeños aparte de sus miradas son sus patitas!.
ya me estoy poniebdo cursi.
Divinos, realmente me encantan.
Besos

nadasepierde dijo...

que ternura!!!!
cuando estoy triste, me acuerdo de mis perros, que ya no están conmigo. ´Cosas que pasan!.
un beso

Mi Persona dijo...

Morena: Con lo lindo que es ser cursi! jajajajaja.
No sé por qué pero son perros especiales para malcriar!. Estos tienen todas las patas arremangadas, la cara y el lomo también, es genial hacerles peinados. Ah, sí, yo juego con los perros.

Nada se pierde: para qué lamentarse de lo que ya no se tiene, yo tengo 7 perros nuevos, venga, busque uno jajajajajaja.

Gracias por visitar!.

Beso.